8 Devastadores efectos de la escoliosis

0
862
Foto cortesía de: www.pixabay.com

Se conoce como escoliosis a la curvatura que sufre la columna de lado a lado. Esta condición afecta a un 3% aproximadamente de la población, y en los casos leves no afecta el desarrollo normal de la vida diaria, pero en casos más graves puede ser muy doloroso y limitar las actividades.

Existen muchas causas que la originan tales como “las deformidades de la columna vertebral congénitas, presentes en el nacimiento, heredadas o provocadas por el entorno, afecciones genéticas, problemas neuromusculares y longitud desigual de los miembros”, explica la página web Medtronic.

La parálisis cerebral, espina bífida, distrofia muscular, atrofia muscular espinal y tumores, son también algunas de las enfermedades que causan la escoliosis. Sin embargo, más del 80% de los casos donde está presente la escoliosis, no son producto de una causa conocida.

Sus síntomas pueden variar de una persona a otra, pero los más comunes son:

1. Hombros a distintas alturas, un omóplato más prominente que el otro

2. Cabeza no centrada directamente sobre la pelvis

3. Cadera elevada

4. Cajas torácicas a diferentes alturas

5. Cintura desigual

 
50% completado
¿Dónde Quieres Recibir la Guía?
Tu email jamás será compartido con nadie

6. Cambios en el aspecto de la piel que recubre la columna vertebral

7. Apoyo de todo el cuerpo hacia un lado

8. Prominencia costal al agacharse

Para saber si realmente tienes escoliosis debes acudir a un médico para que te haga unos estudios. Es muy fácil diagnosticarla, con tan solo una radiografía, radiografía espinal, tomografía computarizada o resonancia magnética de la columna vertebral, el especialista determinará si ese es tu caso.

Él te indicará si tienes que tomar otros correctivos de acuerdo a los resultados que arrojen los estudios realizados. “La curvatura de la columna vertebral se mide y expresa en grados. Generalmente, una curva se considera importante si es mayor de 25 a 30 grados. Las curvas que exceden de 45 a 50 grados se consideran graves”.

Sin embargo, no te alarmes si tu doctor llega a la conclusión de que tienes escoliosis, pues tampoco es tan grave como parece. La mayoría de las personas tienen algún grado de escoliosis, debido a nuestra bilateralidad, ya que solemos usar una parte de nuestro cuerpo más que la otra. Por ejemplo, le damos más uso a una mano, un ojo, un oído, esto hace que la columna se vea sometida a rotaciones siempre hacia el mismo lado.

Lo que sí debe determinar tu médico es el grado en el que la columna se encuentra desviada, y si ello causa otros síntomas de importancia, pues no siempre ocurre así. De acuerdo a su origen y grado, se dará un tratamiento específico. Hay diversas técnicas fisioterapeutas y osteopáticas para abordarlas. Asegúrate de elegir la que se adapte a tu necesidad.

Fuente: medtronic.es

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here